La adaptación de nuestra sociedad a un modelo sustentable de funcionamiento no depende tanto de los conocimientos y tecnologías disponibles, como de las competencias, aptitudes y actitudes que posibiliten la aplicación responsable de estos en diversos contextos. Al incluir una experiencia aplicada real como estrategia didáctica en la formación de profesionales, es posible disminuir la brecha entre el ideal teórico y la aplicación que enfrentan los egresados al salir de la Universidad, además de conectarlos con las necesidades reales en diversos contextos.
Debemos potenciar iniciativas como PuentesUC y Aprendizaje y Servicio , que apuntan a conectar el aprendizaje con necesidades reales de comunidades, extendiendo estas iniciativas a los mismos campus UC, creando espacios para el desarrollo constante de propuestas, investigaciones, y todo tipo de trabajos enfocados en Sustentabilidad, los cuales a partir de su aplicación local, en los campus UC, puedan servir de referentes para vivenciar experiencias y compartir en diversos escenarios de trabajo (vecinal, comunal, regional, país, etc.).

Objetivos específicos

– Fomentar el uso de metodologías “aprender haciendo” vinculando la experiencia local de los campus UC con temas de sustentabilidad.

Primeras acciones

– Desarrollar un programa que permita hacer uso de las instalaciones de la Universidad cómo un laboratorio vivo, estableciendo un espacio de participación donde los miembros de la comunidad UC puedan experimentar con la sustentabilidad, a través de la colaboración e interacción entre diversos actores, con distintos roles y disciplinas.